Prendimiento de Antoñito el Camborio, de Federico García Lorca | Poema

    Poema en español
    Prendimiento de Antoñito el Camborio


    Antonio Torres Heredia, 
    hijo y nieto de Camborios, 
    con una vara de mimbre 
    va a Seviila a ver los toros. 
    Moreno de verde luna 
    anda despacio y garboso. 
    Sus empavonados bucles 
    le brillan entre los ojos. 
    A la mitad del camino 
    cortó limones redondos, 
    y los fué tirando al agua 
    hasta que la puso de oro. 
    Y a la mitad del camino, 
    bajo las ramas de un olmo, 
    guardia civil caminera 
    lo llevó codo con codo. 





    El día se va despacio, 
    la tarde colgada a un hombro, 
    dando una larga torera 
    sobre el mar y los arroyos. 
    Las aceitunas aguardan 
    la noche de Capricornio, 
    y una corta brisa, ecuestre, 
    salta los montes de plomo. 
    Antonio Torres Heredia, 
    hijo y nieto de Camborios, 
    viene sin vara de mimbre 
    entre los cinco tricornios. 

    -Antonio, ¿quién eres tú? 
    Si te llamaras Camborio, 
    hubieras hecho una fuente 
    de sangre con cinco chorros. 
    Ni tú eres hijo de nadie, 
    ni legitimo Camborio. 
    ¡Se acabaron los gitanos 
    que iban por el monto solos! 
    están los viejos cuchillos 
    tiritando bajo el polvo. 

    A las nueve de la noche 
    lo llevan al calabozo, 
    mientras los guardias civiles 
    beben limonada todos. 
    Ya las nueve de la noche 
    le cierran el calabozo, 
    mientras el cielo reluce 
    como la grupa de un potro. 

    Federico García Lorca (Fuentevaqueros, 5 de junio de 1898 – camino de Víznar a Alfacar, 1936) fue un poeta y dramaturgo español, adscrito a la generación del 27. Desde pequeño entró en contacto con las artes a través de la música y el dibujo. En 1915 comenzó a estudiar Filosofía y Letras, así como Derecho, en la Universidad de Granada. Formó parte de El Rinconcillo, tertulia de los artistas granadinos, donde conoció a Manuel de Falla. Entre 1916 y 1917 realizó una serie de viajes por España con sus compañeros de estudios, que inspiraron su primer libro Impresiones y paisajes (1918). En 1919 se instaló en la Residencia de Estudiantes de Madrid, coincidiendo con numerosos artistas e intelectuales como Luis Buñuel, Rafael Alberti o Salvador Dalí. Allí empezó a florecer su actividad literaria, con la publicación de obras como Libro de poemas (1921) o El maleficio de la mariposa (1920). En 1929 viajó a Nueva York por sugerencia de Fernando de los Ríos, plasmando este viaje en Poeta en Nueva York, que se publicaría cuatro años después de su muerte, en 1940. En 1931 fundó el grupo teatral universitario La Barraca, para acercar el teatro al pueblo mediante obras del Siglo de Oro. Otro viaje a Buenos Aires en 1933 hizo crecer más su popularidad con el estreno de Bodas de Sangre y a su vuelta a España, un año después, siguió publicando diversas obras como Yerma o La casa de Bernarda Alba. En 1936, al regresar a Granada, fue detenido y fusilado por sus ideas liberales.