Adiós, de Eugenio de Nora | Poema

    Poema en español
    Adiós


    ¿Recuerdas? Era así. Césped de alfombra 
    florecía en colores dulcemente, 
    y en la vibrante y tibia y clara sombra 
    era verdad tu cuerpo adolescente. 

    Dorados, rosas, blancos, tus vestidos: 
    gaviotas de aquel cielo, extenuadas 
    por adioses inmensos, sólo oídos 
    en mis remotas playas deslumbradas. 

    ¡Adiós, amor! Tu fuego ya en mi pecho. 
    ¿Dónde el mundo y su forma, luz gozosa? 
    ¡Huye, cintura breve, astro deshecho, 

    opaca ya en tu piel la luz hermosa! 
    Nada quedaba, boca. Así fui hecho 
    a la furia: besar un ascua rosa. 



    • Durante tiempo y tiempo, 
      mirando a las estrellas, entre dulces muchachas, 
      flores azules, pájaros de colores, 
      y otras circunstancias así de tiernas y conmovedoras, 
      el poeta fue un erguido girasol celeste, 
      deslumbrado en el vivo resplandor