Yo en el fondo del mar, de Alfonsina Storni | Poema

    Poema en español
    Yo en el fondo del mar


    En el fondo del mar 
    hay una casa de cristal. 

    A una avenida 
    de madréporas 
    da. 

    Un gran pez de oro, 
    a las cinco, 
    me viene a saludar. 

    Me trae 
    un rojo ramo 
    de flores de coral. 

    Duermo en una cama 
    un poco más azul 
    que el mar. 

    Un pulpo 
    me hace guiños 
    a través del cristal. 
    En el bosque verde 
    que me circunda 
    -din don... din dan- 
    se balancean y cantan 
    las sirenas 
    de nácar verdemar. 

    Y sobre mi cabeza 
    arden, en el crepúsculo, 
    las erizadas puntas del mar. 

    Alfonsina Storni (Suiza, 1892 - Mar del Plata, Argentina, 1938) es una de las más grandes poetas del continente sudamericano. Nacida en Suiza, vivió desde muy niña en Argentina, donde murió arrojándose al mar. Dotada de una exquisita sensibilidad y de un temperamento depresivo, plasmó en su poesía la intensa lucha interior, librada a lo largo de su vida, entre el ideal de justicia y nobleza que, a su entender, debía regir la vida de los seres humanos, y la realidad mediocre y poco grata que la rodeaba. Seriamente preocupada por las desigualdades sociales, su talante marcadamente rebelde asoma en sus primeros libros de poemas: La inquietud del rosal (1916), El dulce año (1918) e Irremediablemente (1919). Ocre (1925), poemario considerado su obra maestra en opinión de la crítica especializada, y que gira en torno al sentimiento de fracaso ante el amor y la vida, inicia su segunda etapa poética, caracterizada por el abandono de las formas poéticas modernistas y el acercamiento a una estética basada en el uso de elementos simbólicos: El mundo de siete pozos (1934) y Mascarilla y trébol (1938). Menos musical, y acaso menos intimista, marcada por la voluntad reflexiva y por el impacto de las nuevas vanguardias, la última etapa poética de Alfonsina Storni es una muestra de una inquietud creativa que busca renovarse constantemente. Poesía de una intensa humanidad, está siempre presente en ella el indignado sentir de la autora frente a la injusta situación de la mujer en una sociedad regida por hombres.