'Olvido', de Alfonsina Storni | Poema

 

Olvido

 
Lidia Rosa: hoy es martes y hace frío. En tu casa,
de piedra gris, tú duermes tu sueño en un costado
de la ciudad. ¿Aún guardas tu pecho enamorado,
ya que de amor moriste? Te diré lo que pasa:
 
el hombre que adorabas, de grises ojos crueles,
en la tarde de otoño fuma su cigarrillo.
Detrás de los cristales mira el cielo amarillo
y la calle en que vuelan desteñidos papeles.
 
Toma un libro, se acerca a la apagada estufa,
en el tomacorriente al sentarse la enchufa
y sólo se oye un ruido de papel desgarrado.
 
Las cinco. Tú caías a esta hora en su pecho,
y acaso te recuerda... Pero su blando lecho
ya tiene el hueco tibio de otro cuerpo rosado.

 

URL de Video remoto

Título: Olvido
Autor: Alfonsina Storni
Narrador: Francisco Fernández

 

  • Hombre pequeñito

    Hombre pequeñito, hombre pequeñito,
    Suelta a tu canario que quiere volar...
    Yo soy el canario, hombre pequeñito,
    déjame saltar.
    Estuve en tu jaula, hombre pequeñito,
    hombre pequeñito que jaula me das.
    Digo pequeñito porque no me entiendes,
    ni me entenderás.
    ...

  • Veinte siglos

    Para decirte, amor, que te deseo,
    sin los rubores falsos del instinto.
    Estuve atada como Prometeo,
    pero una tarde me salí del cinto.
    Son veinte siglos que movió mi mano
    para poder decirte sin rubores:
    "Que la luz edifique mis amores".
    ¡Son veinte siglos los que alzo mi mano!
    ...

  • Romance de venganza

    Cazador alto y tan bello
    como en la tierra no hay dos,
    se fue de caza una tarde
    por los montes del Señor.
    Seguro llevaba el paso,
    listo el plomo, el corazón
    repicando, la cabeza
    erguida y dulce la voz.
    ...

  • Ultrateléfono

    ¿Con Horacio? — Ya sé que en la vejiga
    tienes ahora un nido de palomas
    y tu motocicleta de cristales
    vuela sin hacer ruido por el cielo.
    —¿Papá? — He soñado que tu damajuana
    está crecida como el Tupungato;
    aún contiene tu cólera y mis versos.
    Echa una gota. Gracias. Ya estoy buena.
    ...

  • Como los bueyes

    Pedro Bonifacio Palacios 'Almafuerte'

    Ser bueno, en mi sentir, es lo más llano
    y concilia deber, altruismo y gusto:
    con el que pasa lejos, casi adusto,
    con el que viene a mi, tierno y humano.
    Hallo razón al triste y al insano,
    mal que reviente mi pensar robusto;
    y en vez de andar buscando lo más justo
    hago yunta con otro y soy su hermano.
    ...

  • Imagen
    Manuel Acuña

    A la patria

    Manuel Acuña

    Ante el recuerdo bendito
    de aquella noche sagrada
    en que la patria alherrojada
    rompió al fin su esclavitud;
    ante la dulce memoria
    de aquella hora y de aquel día,
    yo siento que en el alma mía
    canta algo como un laúd.
    ...

  • El seíbo

    Rafael Obligado

    Yo tengo mis recuerdos asidos a tus hojas,
    yo te aino como se ama la sombra del hogar,
    risueño compañero del alba de mi vida,
    seíbo esplendoroso del regio Paraná.
    Las horas del estío pasadas a tu sombra,
    pendiente de tus brazos mi hamaca guaraní,
    eternas vibraciones dejaron en mi pecho,
    tesoro de armonías que llevo al porvenir.
    ...

  • Canon de humildad

    Leopoldo Díaz

    Es hilo de agua pura brotando de la roca
    la inspiración. No tuerzas su curso espiritual.
    Enturbiarás su linfa, si tu mano la toca,
    queriendo hacer torrente del claro manantial.
    Con pincelada breve, vasto paisaje evoca;
    naturaleza tiene pudores de cristal...
    bridas de blanca seda unce a la rima loca.
    Haz de tu verso un canto de alondra matinal.
    ...